Conferencia de Directores y Decanos de Ingeniería Informática

Mensajes etiquetados universidad de cádiz

La Universidad de Cádiz participa en el primer estudio centrado en la evolución del coronavirus dentro de las publicaciones científicas

Universidad-de-Cádiz-coronavirus-foto-Cádiz-Noticias

Este mapeo se ha llevado a cabo sobre 12.571 publicaciones realizadas entre 1970 y 2020. En tan sólo cuatro meses han visto la luz 1.009 publicaciones, lo que ha marcado un pico histórico en este campo de investigación.

El investigador de la Universidad de Cádiz, Manuel Jesús Cobo, perteneciente al departamento de Ingeniería Informática, ha participado en el primer estudio bibliométrico realizado en torno a tipos y cepas de coronavirus. Es decir, ha colaborado en un análisis de la evolución de este virus a través de las publicaciones científicas, citas e impacto derivado de ellas que se ha llevado a cabo desde 1970 y el 18 de abril de 2020. Este mapeo se ha llevado a cabo sobre 12.571 publicaciones. En tan sólo cuatro meses han visto la luz 1.009 publicaciones, lo que ha marcado un pico histórico en este campo de investigación.

Para realizar este trabajo bibliométrico de la investigación sobre coronavirus en la literatura científica, haciendo hincapié en la enfermedad de Covid-19, se han utilizado como referencia las publicaciones de la colección básica de la Web of Science en los últimos 50 años. De esta forma, se han analizado 12.571 publicaciones aplicando técnicas bibliométricas avanzadas a través del software de análisis SciMAT. Así, esta investigación ha proporcionado un estudio conceptual completo de los principales tipos y cepas de coronavirus en esta literatura mediante la cuantificación de los principales indicadores de rendimiento bibliométrico, la identificación de los principales autores, organizaciones, países, fuentes y áreas de investigación, así como la evaluación del desarrollo de este campo. Además, se ha construido con ello un mapa científico para comprender la estructura intelectual correspondiente y las principales líneas de investigación que se relacionan con esta temática.

Es importante recordar que este estudio, en el que han participado también las universidades de Granada, Barcelona y Zacatecas (México), ha partido del hecho de que la producción científica sobre el coronavirus ha mostrado un fuerte crecimiento en múltiples disciplinas en los últimos meses. La crisis sanitaria provocada por el Covid-19 “ha desencadenado una reacción de la comunidad científica en la búsqueda de soluciones, lo que ha originado a su vez un crecimiento muy importante de la literatura científica centrada en este tema”, como explican los autores de este trabajo. Es más, “el carácter multidisciplinario de las investigaciones realizadas se puede observar en la variedad de campos que abarca, desde la medicina hasta las ciencias sociales, pasando por la informática y las tecnologías de la información para la detección de comportamientos, marcadores genéticos y patrones evolutivos. Por todo ello, las revistas científicas representan una de las principales fuentes de investigación, proyectos e información de valor añadido, algo que proporciona un nuevo punto de referencia para realizar investigaciones novedosas sobre Covid-19”, tal y como sostienen los autores de este análisis.

Entre las conclusiones obtenidas de este primer estudio bibliométrico sobre el coronavirus realizado desde la primera publicación que abordó este virus, en 1970, hasta hoy, se encuentra el hecho de que en el último año (2020) se produjeron 1.009 publicaciones (8,03% del total) en sólo cuatro meses, marcando con ello el pico histórico en este campo de investigación. Asimismo, se debe indicar que la investigación sobre el coronavirus incluye documentos de los que son coautores 35.359 investigadores de 462 organizaciones y 145 países diferentes. Las publicaciones analizadas han recibido más de 382.447 citaciones (incluidas las autocitas) según la Web of Science Core Collection.

Por otro lado, se ha constatado una correspondencia entre los autores más productivo y los más citado y se ha puesto de manifiesto que los países más productivos en este tipo de investigación son EE.UU., China, el Reino Unido, Alemania, los Países Bajos, Canadá, Japón, Francia, Corea del Sur, Italia y Taiwán.

Con todo ello, este trabajo de análisis centrado en la evolución del coronavirus dentro de las publicaciones científicas “ofrece un panorama visual de la evolución y estructura de este virus en los últimos 50 años y ha ayudado a identificar los temas que atraerán el interés de la comunidad científica en el futuro en torno al mismo, temáticas como su análisis genético, la neutralización de anticuerpos, su caracterización molecular, la proteinasa principal del coronavirus, la activación proteolítica, sus efectos sociales y económicos y nuevos métodos de investigación, entre otros”.

Fuente: Cádiz Noticias

La Universidad de Cádiz participa en un estudio centrado en el uso de la señal de móviles para conocer patrones de desplazamiento en la población

móvil-foto-Cadiz-Noticias

El trabajo, coordinado por la Universidad de Granada, ha sido publicado por la revista ‘IEEE Access’ y pretende ayudar a prevenir incidencias futuras relacionadas con la circulación de personas o vehículos en núcleos urbanos.

El profesor del departamento de Ingeniería Informática de la Universidad de Cádiz, Pablo García Sánchez, junto a varios investigadores de la Universidad de Granada, ha participado en un estudio centrado en la validación de una nueva metodología basada en el uso de la señal de los dispositivos inteligentes, como los smartphones, en áreas urbanas con la finalidad de conocer y analizar el comportamiento en materia de desplazamiento de sus habitantes y prevenir posibles incidencias futuras en relación a la circulación de personas o vehículos.

En concreto, este equipo de expertos ha analizado, durante dos años, la densidad y movimiento de personas en la ciudad de Granada, a través de la señal Bluetooth y Wifi, y gestionada de forma anónima, emitida por sus dispositivos inteligentes con la intención de detectar anomalías y poder diseñar estrategias óptimas de movilidad más eficiente y seguridad. Este trabajo “forma parte de un estudio que gira en torno a los datos que aporta una smart city y que busca facilitar la vida de sus habitantes”, como explican los autores.

Este trabajo, publicado por la revista Institute of Electrical and Electronics Engineers Access (IEEE Access), propone una metodología que se divide en varios pasos: se adquieren los datos de dispositivos móviles mediante la señal inalámbrica que se emite de forma inadvertida por los dispositivos inteligentes para establecer conexión con otros dispositivos (como el router de casa, o el manos libres del coche) y se almacenan cifrados para permitir el anonimato; luego se verifica su procedencia; y, más tarde, se detectan las posibles anomalías. Por último, se extrae información sobre los patrones de movimiento habituales de personas y vehículos, para así detectar las anomalías acontecidas y modelizar su ocurrencia, lo que permite predecirlas en el futuro, y detectar los factores que las provocan. Es importante indicar que el sistema no almacena en ningún momento datos personales de los usuarios.

“Si esta metodología se aplicase en las ciudades, se conseguiría una mejor gestión de los recursos de movilidad y transporte por parte de las autoridades”, como aseveran los investigadores. En este sentido, “la posibilidad de detectar anomalías en el flujo de personas y vehículos dentro del área de movilidad urbana, es un tema de vital importancia para la planificación y administración de una ciudad”. Este planteamiento coincide con el objetivo de alcanzar una smart city o ciudad inteligente, capaz de optimizar los recursos para la ciudadanía, facilitando su circulación, “algo que podría hacerse ajustando la programación de los semáforos, el transporte urbano o un diseño adecuado en los cruces de peatones”, como se indica en esta publicación científica. Asimismo, la detección de estas incidencias puede emplearse para encontrar posibles fallos en la planificación urbana actual e incluso para prevenir o anticipar patrones de comportamiento similares en el futuro.

El uso de la tecnología para seguir la densidad y el movimiento de los habitantes en una determinada área, se ha situado como “una opción a tener en cuenta en la gestión de una smart city”. De hecho, este trabajo ha servido como punto de partida para poder aplicar esta metodología en otros lugares y escenarios futuros y crear una compleja red de desplazamientos que se pueda analizar mejor, optimizando así los recursos disponibles.

De igual forma, con esta metodología se simplifica el uso de tecnologías empleadas hasta el momento, ya que éstas requerían mayor coste de instalación y mantenimiento, como, por ejemplo, el empleo de cámaras de video, que además llevan asociados problemas de privacidad. Es más, “el uso de sistemas inalámbricos de monitoreo y seguimiento de señales ha demostrado ser una solución eficaz de bajo coste para obtener información sobre la movilidad de las personas”.

Pablo García Sánchez pertenece al departamento de Ingeniería Informática de la Escuela Superior de Ingeniería y a su vez, es miembro del grupo de investigación Intelligent Social Knowledge based Systems. Es uno de los autores del estudio junto a los investigadores de la Universidad de Granada: Antonio J. Fernández-Ares, Maribel García Arenas, Antonio M. Mora García y Pedro A. Castillo Valdivieso.

Fuente: Cádiz Noticias

Enrique Serrano, ingeniero informático, cofundador de Mundo Hacker y StopHaters y miembro del equipo de IBM Cyber Tactical Operations ha participado en PowerYou Xperience de la Universidad de Cádiz

Enrique Serrano - Universidad de Cádiz

Estudiantes y titulados universitarios de distintas especialidades participaron en la jornada PowerYou Xperience celebrada el jueves 24 de octubre en la Facultad de Enfermería de la Universidad de Cádiz. El objetivo de esta jornada fue que los asistentes disfrutaran de una experiencia de empleabilidad única; que conocieran los retos que plantea el Futuro del Empleo y las competencias y habilidades más demandadas por las organizaciones en un contexto de transformación digital. PowerYou Xperience ofrece también la orientación necesaria para afrontar importantes decisiones futuras y para plantear una estrategia que permita a los alumnos alcanzar sus objetivos profesionales.

Human Age Institute, iniciativa impulsada por ManpowerGroup, y la Universidad de Cádiz han sido las entidades promotoras de esta jornada que ha contado con el patrocinio de Cepsa.

Manuel Sánchez, Vicerrector de Estudiantes y Empleo de la Universidad de Cádiz presidió el acto de bienvenida, junto a Estrella Blanco, Responsable de Comunicación y Relaciones Institucionales de Cepsa en San Roque; Francisco José Trujillo Espinosa, Director de la Cátedra Fundación Cepsa de la Universidad de Cádiz; Jesús Verdú Baeza, Director General de Relaciones con el Campo de Gibraltar de la Universidad de Cádiz y María García, Directora de Empleabilidad de Human Age Institute.

A continuación, tuvo lugar la charla motivadora de Desarrollo y Talento The sky is not the limit impartida por Enrique Serrano, ingeniero informático, cofundador de Mundo Hacker y StopHaters y miembro del equipo de IBM Cyber Tactical Operations. Enrique, apasionado de las tecnologías, la seguridad informática y la innovación desde que tenía sólo 14 años, ha compartido con los alumnos las claves para desarrollar el talento, mejorar su empleabilidad y apostar por el emprendimiento.

Tras esta charla, dio comienzo la mesa redonda con representantes de Recursos Humanos de Cepsa, Navantia, TTI Algeciras y el Servicio Andaluz de Salud, quienes han expuesto sus necesidades de contratación ante una realidad que cambia de forma ágil y constante.

Los estudiantes participaron en talleres prácticos sobre cómo optimizar su curriculum en la era digital o cómo realizar un elevator pitch eficaz, es decir, cómo definir una propuesta de valor como profesional en un breve espacio de tiempo. Además, para finalizar la jornada, los alumnos disfrutaron de una sesión de asesoramiento personalizado para la construcción de su marca personal y trabajaron sus perfiles con expertos en selección a los que les pudieron plantear sus dudas sobre su futuro profesional.

Fuente: El Economista

Bustince explica el concepto de monotonía direccional y su aplicación en el ‘big data’

Bustince explica el concepto de monotonía direccional y su aplicación en el ‘big data’

Procesamiento de imagen con monotonía direccional. Un ejemplo de los bordes de una imagen (dcha.) partiendo de la foto original (izda.). Fuente: UPNA.

Humberto Bustince, catedrático de la Universidad Pública de Navarra, explicó el lunes el concepto de monotonía direccional, y sus aplicaciones en big data, en la plenaria inaugural de la 16ª Conferencia sobre Computación y Métodos Matemáticos en Ciencias e Ingeniería, que, organizada por las universidades de Salamanca y Cádiz, se celebra durante esta semana en Rota (Cádiz).

La ponencia, ante un auditorio de 200 investigadores de todo el mundo, se centró en una herramienta clave hoy día en la computación: el concepto matemático de monotonía direccional, con aplicaciones en el procesamiento de imagen para diagnóstico médico y en la clasificación de grandes cantidades de datos.

“Los millones de datos provenientes de la minería de datos y del big data se pueden fusionar, aplicando criterios matemáticos, para así tomar decisiones», explica Bustince sobre el contenido de su ponencia en la nota de prensa de la UPNA. «De hecho, se pueden analizar aquellos datos que marcan una tendencia, viendo cómo determinados parámetros crecen o decrecen. Por ejemplo, si los navarros compran muchos libros y qué obras adquieren”.

Una vez fusionados matemáticamente esos datos, se pueden aplicar a dos áreas. “Por un lado, podemos clasificar a las personas en función de sus actuaciones, hábitos…, lo que, desde el punto de vista económico, tiene un gran valor. Se puede analizar, por ejemplo, si crece el poder adquisitivo de una determinada parte de la población y en qué gasta su dinero. Por otro, se pueden detectar los bordes de una imagen para localizar los objetos que aparecen en ella. Esto tiene aplicaciones en medicina, porque, ante la imagen de un tumor, se puede saber qué parte es operable y cuál, no”, indica Bustince.

Con esta conferencia inaugural, la organización del congreso ha querido reconocer al catedrático de la UPNA sus aportaciones a las ciencias matemáticas, más allá de su especialización: la inteligencia artificial y la aplicación a esta de las matemáticas y la física.

Tanto la UPNA, como la Universidad de Salamanca y la de Cádiz, pertenecen a CODDII.